Neuro.mx - Depresión navideña, tristeza invernal
Sanfer
Inicio | Noticias | Salud Mental | Depresión navideña, tristeza invernal

Depresión navideña, tristeza invernal

Por

No para todos es una época de felicidad, pues los índices de suicidio aumentan

México D. F., 22 de diciembre (Redacción Salud Mundo de Hoy).- Por muchas y muy diversas razones, para mucha gente la Navidad no tiene un significado alegre y positivo. Las ausencias, las separaciones o la insatisfacción con lo conseguido durante el año suelen ser motivo de nostalgia o enojo, las cuales, si no se manejan adecuadamente, pueden derivar incluso en casos de suicidio.

Recordar a los seres queridos que han fallecido, los momentos compartidos con ellos, hace que algunas personas centren toda su atención en la vida pasada, olvidándose de que las personas que sí se encuentran con ellas y de la nueva circunstancia de su vida. Recordar a los muertos no tiene que hacerse con tristeza, bien puede convertirse en algo agradable al hablar de las cosas positivas de esas personas con todos los miembros de la familia. El apoyo y la comprensión de “nuestros vivos” hará que no nos duela tanto recordar a “nuestros muertos”.

Para aquellos que se encuentran trabajando o estudiando en otras ciudades o en el extranjero y que no tienen la posibilidad de regresar a casa, las fiestas de fin de año también suelen ser difíciles. Los invaden sentimientos de soledad y de tristeza que les impiden darse cuenta de que en el lugar donde se encuentran también pueden pasar buenos momentos, tal vez con nuevos amigos o compañeros, los cuales, si bien nunca podrán sustituir a sus personas queridas, son parte de la realidad que les tocó vivir en ese momento de sus vidas.

El fin de año implica también hacer un recuento y un balance de nuestras acciones, por lo tanto, ocurre que no siempre dicho balance resulta favorable, desde nuestro punto de vista. En este punto, la publicidad juega un papel preponderante, pues los medios de comunicación y las tiendas suelen vendernos una idea de la felicidad que está directamente relacionada con la capacidad de compra, es decir, con el dinero que podamos gastar.

Debemos estar concientes de que las imágenes que los comerciales de televisión y los anuncios de las calles poco o nada tienen que ver con nuestra realidad, la cual siempre estará plagada de conflictos personales y problemas económicos.

Al compararnos con la gente que aparece en los comerciales, necesariamente acabaremos perdiendo, las personas y familias perfectas no existen. Tampoco es necesario gastar grandes cantidades de dinero y hacer regalos suntuosos para pasar una feliz Navidad, desgraciadamente existen personas que no lo entienden así, y hacen de la falta de recursos económicos motivo de pensamientos negativos y reproches hacia sí mismas.

Deprimirnos no ayudará a mejorar nuestra situación. Estar siempre feliz es imposible, es cierto, así como también es cierto que todos tenemos el derecho a sentirnos tristes o molestos y expresarlo. Sin embargo, la tristeza o el enojo no deben hacernos ciegos a las cosas buenas de la vida, disfrútelas.

  • Enviar a amistad Enviar a amistad
  • Imprimir Imprimir
  • Texto sin formato Texto sin formato

Etiquetado como:

No hay etiquetas en este artículo

Califica este artículo

0